Solo para hombres

Momentos en que es mejor comprar ‘nave’ usada

El  | 


Andar en carro propio es, sin duda, el sueño de muchas personas. Salvarse de las rutas retrasadas, llenas y lentas es el anhelo de quienes todos los días enfrentan el transporte público. El sueño puede hacerse realidad con la compra de un automóvil, pero los precios altos de los 0 kilómetros terminan por derrumbar la idea de hacerse a uno. Por eso aparece la segunda opción: comprarlo usado. Hay varios beneficios, como la obtención de un buen vehículo a bajo costo. Pero existen momentos exactos en que esta opción es más conveniente que en otras. Aquí le traemos 4 de esas circunstancias.

 

  1. Su primera vez: Si está pensando en comprar carro por priemera vez, es conveniente que la elección sea uno usado. Esto debido a distintas razones, como tomar la experiencia de ser propietario de un auto, los gastos que implica, conocimiento de repuestos y mantenimiento, además del bajo costo que representará la compra.
  2. Está ‘buñuelo': Por claras razones no es muy conveniente estrenar cuando no sabe a la perfección cómo se maneja un auto. Si apenas sacó la licencia, aprender en un carro usado será una opción mucho más barata que hacerlo en uno nuevo, pues los errores dolerían menos al ser pagados. Claramente debe ser uno que funcione bien, pues tampoco se trata de conseguir cualquiera a bajo costo y un carro ‘resabiado’ no le será de mucha ayuda en su aventura de convertirse en un experto al volante.
  3. Hay poco dinero: Si bien no son gratis, sí son mucho más económicos que un vehículo nuevo. Por lo que si su presupuesto no es el mejor, visitar una feria de autos usados será una gran opción. Allí podrá comparar precios, ver modelos y encontrar el que se ajuste a su bolsillo. De igual forma podrá acceder a un carro usado de alta gama, al precio de uno nuevo de baja. También si hace una búsqueda completa, podrá encontrar muchos modelos no tan viejos (modelos entre 2009 y 2013), que están en un buen estado y han sido propiedad de un solo dueño, lo que le generaría mayor confianza al comprarlo.
  4. Cuando está endeudado: Deje para después la compra de un auto nuevo, si aún tiene deudas que pagar. No obstante, esto no significa que no pueda comprar un vehículo. El usado se convierte en la mejor opción cuando en el presupuesto ciertos pagos son más necesarios de cancelar que otros. No quiere decir que se va a olvidar de en algún momento comprar un auto 0 kilómetros, sino que lo aplazará para cuando esté libre de deudas y pueda adquirir un crédito que se le facilite el pago.